semillas para pájaros

Las semillas son el alimento más habitual para los pájaros, pero debes saber que no todas son iguales, por lo que es muy importante saber elegirlas de manera inteligente. Y es que cada tipo de pájaro prefiere un tipo de semilla distinto. Por ejemplo, mientras que a los cardenales les suelen gustar más las semillas de girasol de cáscara negra, los fringílidos prefieren las desgranadas y los cardos. Y a los pájaros que se alimentan en la tierra, como las palomas, los gorriones, los rascadores y los juncos les gustan más las semillas de mijo. A continuación, te explicamos cuáles son las semillas para pájaros más habituales y qué propiedades presentan cada una de ellas.

1. Semillas de alpiste

El alpiste es una semilla ovalada, de color amarillo brillante y de forma puntiaguda. Suelen ser consumidas por las mismas especies de pájaro que incluyen el mijo dentro de su dieta habitual, que además de servirles como alimento les sirve para entretenerse. Cuentan con un elevado contenido de almidón y tienen muy poca grasa, por lo que es recomendable mezclarlas con otras que tengan una mayor proporción de grasas.

2. Semillas de mijo

El mijo es una semilla redondeada que resulta imprescindible dentro de la dieta de los inseparables y los periquitos. En cambio, los grandes psitácidas suelen despreciar e ignorar este tipo de semillas para pájaros, a excepción de los Eclectus. En el caso de las aves que están criando, la mejor elección es el panizo, ya que al ser más blando, puede ser digerido con mayor facilidad por los pollitos.

3. Semillas de girasol

Se trata de una semilla de color blanco y rayas negras, de forma ovalada y aspecto achatado. Podemos encontrarlas blancas, listadas y negras. Las preferidas por los psitácidas son las de color blanco, pero los granívoros prefieren las listadas pequeñas. Aunque a la mayor parte de las aves le gustan mucho, nunca deben ser el único alimento de la dieta. Además, nunca deben proporcionarse las saladas para el consumo humano, sino adquirirlas en una tienda especializada de comida para pájaros. Recuerda elegirlas siempre grandes, ya que hay muchos pájaros que ni siquiera hacen el esfuerzo de abrir las pequeñas, lo que significa que una gran parte de la cantidad que compremos no será aprovechada por nuestros pájaros.

4. Semillas de cáñamo

La mejor semilla de cáñamo es la de color grisáceo-bronce y con un ligero toque verde. El grano es blanco y presenta un sabor muy similar al de las nueces. Una semilla muy fuerte que puede aplastarse para facilitar que puedan ser ingeridas por los pájaros. En cantidades pequeñas es una de las comidas más valiosas para los canarios, ya que son ricas en aceites y vitamina E. Además, mejora mucho la condición para su reproducción. Con lo cual, si quieres criar, es aconsejable suministrar una cucharilla para cada uno al día.

5. Semillas de lino

Las semillas de lino son de color oscuro y de forma aplanada. Muy buenas para dar brillo al plumaje. De hecho, durante la muda, es necesario aumentar la ración. Además, en pequeñas dosis ayuda a hacer mejor la digestión.

6. Semillas de amapola

La amapola roja produce unas semillas para pájaros muy pequeñas de color gris azulado en forma de riñón. Pero las de color blanco dan lugar a una semilla de color crema que es la preferida por la mayoría de los pájaros, sobre todo, por los pequeños granívoros. No obstante, hay que evitar suministrarla en exceso, ya que favorece la retención de líquidos y hace que las deposiciones sean mucho más líquidas.

7. Semillas de avena

La semilla de avena es de color amarillo y puede encontrarse en bolsas de semillas enteras o rotas, pudiendo ser suministradas a nuestros pájaros secas o remojadas. Un alimento ideal para los canarios que están criando, ya que la avena es una semilla fácil de digerir que puede deshacerse con gran facilidad. Además, ayudan a estimular el metabolismo.

Deja una respuesta